miércoles, 10 de diciembre de 2008

El cielo no puede esperar

El cielo no puede esperar empieza con los niños y niñas que están en el cielo y tienen que nacer, tienen que cruzar una puerta para salir del cielo y nacer. El niño no quiere salir porque tiene miedo a tener una mala vida, y si no pasa por la puerta cada vez se cierra más, y si se cierra nadie más podrá salir y nadie más podrá tener hijos. Hablan con el niño e intentan convencerle, pero como se niega, le envían un ángel (que supuestamente ya ha estado en Nueva York) para que le enseñe cómo sería su vida, por ejemplo: dónde vive, para hacer lo posible para que el niño diga que sí, que quiere nacer.
Lo que más me ha gustado es la escena en que el niño descubre que la única amiga que ha hecho en Nueva York, es su madre, y que el ángel era su abuelo. Creo que la película está muy bien hecha por como se conoce la gente y los sentimientos de unos hacia otros.